Cancelar Botón para cerrar la ventana

¿Vuelo cancelado o con retraso? ¡Obtén una compensación de hasta 600 EUR!

Comprobar compensación

Las Mejores Formas de Dormir A Bordo de un Avión

Por Daniela Valenzuela | Última actualización

Asientos incomodos, poco espacio para estirarse, bebés llorando – digamos que los aviones no son los mejores lugares para tener un buen descanso. Todos queremos aterrizar en nuestro lugar de destino viéndonos bien o al menos un poco descansados y no como con si estuviéramos con resaca o agotados.

Ya tienes la mejor almohada de viaje del mercado, ¿pero qué hay de los otros trucos para dormir cuando estás en el aire?

Encontramos y probamos las mejores posiciones para que apliques a la hora de dormir a bordo de tu vuelo.

Antes de dormir en un avión

Persona en pijamas rojo afirmando un osito de peluche rojo
Imagen por Ryan McGuire vía Pixabay

Sin exagerar, trata de ponerte lo más cómoda posible. Asegúrate de empacar algunos ítems en tu equipaje de mano que te ayuden a crear la misma rutina para dormir que tienes en tu casa. Esos rituales diarios le ayudarán a tu cerebro a ponerse en el ánimo de dormir arriba del avión.

El viajero frecuente de viajes de largas distancias, Nick  Brennan de My UK Sim Card sugiere una rutina para relajarte antes de irte a dormir. Lleva alguna prenda cómoda que puedas ponerte a bordo del avión, lávate los dientes, toma un agua de hiervas. En otras palabras, trata de replicar lo que más puedas todo lo que haces antes de irte a dormir.

El espacio a tu alrededor ya es lo suficientemente estrecho por lo tanto, sólo mantén cerca de tu asiento las cosas que te ayuden a dormir. Beverly Friedmann of ReviewingThis recomienda alejar tus bolsos sacarte los  zapatos para maximizar el espacio y sentirte cómoda. Lleva contigo tus libros favoritos, manta y todo lo que te haga sentir bien y como en casa. 

Intenta refrescarte justo antes de ponerte un atuendo cómodo para subir al avión. Tomar una ducha fría funciona perfecto para el  nómada y co-fundador de Bureau Sib Mahapatra. Este consejo funciona aún mejor si tienes acceso al salón preferencial del  aeropuerto y puedes tomar una ducha justo antes de abordar el avión. Él recalca que la ciencia del sueño demuestra que enfriar el cuerpo no solo ayuda a dormirte más rápidamente, sino también a mantener una buena calidad de sueño. 

Lleva en tu Equipaje de Mano Elementos que te Ayuden a Dormir

Bata color gris
Imagen por Samantha Passuello vía Pexels

No necesitas cargar un montón de accesorios en tu equipaje de mano, puede que no todo te ayude a dormir mejor. A veces, las cosas que ya tienes, pueden transformarse en los mejores trucos para dormir. Quizás no te veas tan atractiva, pero te apuesto a que estarás contando ovejas antes de que te des cuenta.

Eric Wychopen de Penguin & Pia ha encontrado una forma creativa para evitar ese molesto cabeceo que sufrimos cuando intentamos dormir en un avión. Primero pon una bufanda alrededor del apoya cabezas de tu asiento, hazle un nudo y deslízalo hacia un costado del asiento. Luego mete la cabeza entre la bufanda y tu asiento y básicamente quedarás atado al apoya cabezas. La clave para que quede bien es la tensión de la bufanda, debes asegurarte que el nudo esté tenso a la altura de la frente. También puedes poner la bufanda a la altura de los ojos ¡y se transformará en una máscara para dormir!

Para Chris Brantner, Entrenador Certificado de la Ciencia del Sueño en SleepZoo.com asegura que conciliar el sueño se puede lograr en tres simples pasos: el primero, bajar la bandeja que se encuentra enfrente tuyo, luego colocar alguna prenda de vestir encima y apoyarte sobre ella a modo de almohada. Esta posición evitará que tu cabeza tambalee de un lado para otro o incluso peor, terminar apoyando tu cabeza en el hombro de un desconocido. A demás evitará que cabecees cada vez que concilies el sueño o incluso que ronques. (¡Imagina lo vergonzoso que es roncar arriba de un avión!)

Un regalo cambió la forma de dormir arriba de un avión de J Amado Photography para siempre. Un día tuvo que cargar consigo abordo una bata que recibió como regalo de navidad, porque no tenía más espacio en su equipaje de mano. ¡El resultado terminó siendo una revelación! No solo lo mantuvo temperado, además como era tan esponjosa, le sirvió de almohada. La mejor parte fueron las mangas, ya que como eran largas, pudo meter su cabeza dentro de una de ellas y ocuparla como máscara de dormir.

Las Mejores Posiciones para Dormir en un Avión

Persona durmiendo en los asientos
Imagen por Leah Kelley via Pexel

A menos que vueles en un asiento que permita reclinarse por completo, estás condenado a un solo apoyabrazos (o dos si estás sentado en el asiento del medio según las Reglas No Escritas de Volar) y el asiento se reclina solo algunos centímetros. Por eso es importante la forma en que acomodas tu cuerpo, no sólo para dormir en un avión, sino también para prevenir lesiones en tu cuello.

El Dr. Rick Swartzburg, quiropráctico e inventor de Snuggle-Pedic pillow recomienda reclinar levemente el asiento y poner una almohada detrás de tu cuello. Además si vas sentado en el asiento de la ventana, puedes reclinar tu cabeza hacia ella y apoyarla en el marco. Si la almohada no es lo suficientemente esponjosa, puedes usar también una manta o una chaqueta para agregar más soporte a tu cabeza y cuello, pero asegúrate de darle más estabilidad al cuello que a tu cabeza.

Matt Boyd, fundador de Moving.co.nz asegura que no debes olvidarte de la parte inferior de tu cuerpo. Un buen consejo es estirar tus piernas completamente y mantener tus rodillas levemente flectadas. Si estás intentando dormir arriba del avión, lo que tienes que hacer es reclinar el asiento a una posición más cómoda y mantener las piernas sin cruzar.

Cuando encuentres la posición adecuada y estés a punto de quedarte dormida, sutilmente déjale saber a las personas a tu alrededor que por favor no te molesten, como hace Ana Rojas de ComfyCommuter. Ella usa la clásica señalética de “No Molestar” que encuentras en los hoteles y se la cuelga en su blusa. Funciona bastante bien para evitar que los auxiliares de vuelo o compañeros de fila la despierten. 

Mantén tu mente clara antes de dormir a bordo de un avión

beer pouring into glass
Imagen por Rawpixel.com vía Stock Snap

Si eres un viajero que se pone nervioso o sólo quieres asegurarte de que te quedarás dormido a penas despegue el avión, quizás quieras ocupar algún tipo de ayuda para quedarte dormido. Hay muchos tipos de medicamentos que podrían ayudarte, o un tradicional trago también podría hacer el truco. Pero en algunas ocasiones, alterar tu estado mental quizás no sea la mejor idea en estos casos.

Brett Manders, Piloto Internacional y autor de Behind the Flight Deck Door – Everything You’ve Ever Wanted to Ask a Pilot, advierte sobre el uso de ciertos sedantes. Definitivamente te ayudarán a dormir, sin embargo las precauciones nacen en qué pasa en caso de que haya una emergencia y necesites evacuar el avión. Quieres estar 100% alerta y no bajo los efectos de algún medicamento.

El Dr. Kent Smith de Sleep Dallas también sugiere que mantengas tu consumo de alcohol al mínimo. Mientras el consumo de bebidas puede relajarte, también podría sedar la respiración muscular. De esta manera será más difícil mantener tus vías respiratorias funcionando de manera óptima si se encuentran sedadas. Además, si tu músculos se encuentran sedados, es poco probable de que te prevengan de roncar. Dr. Smith advierte que es mejor limites tu consumo de licor o incluso mejor, solo mantente cerca de la ginger ale.

Trucos para dormir para los más pequeños

toddler sleeping in plane

Viajar con pequeños puede ser una misión compleja para los padres (y en algunos casos, para el resto de los pasajeros). Antes de poner a prueba en ti todos estos consejos que te acabamos de dar, asegúrate de que tus hijos puedan dormir bien. Acá algunas ideas para que te ayudarán a poner a los niños en modo avión.

Al igual que tu, los pequeños viajeros también valoran los rituales a la hora de dormir. La escritora de estilo de vida y viajes Katie Dillon cuenta que los objetos familiares como almohadas, mantas y pijamas facilitarán el dormir de los más pequeños. Todo padre sabe que viajar con niños hace todo notablemente más difícil, así que familiarizar los lugares desconocidos es clave. Si tu hija duerme, es mucho más probable que tú puedas relajarte y dormir bien también. 

Trish McDermott de BabyQuip recomienda hacer una planificación estratégica cuando se trata de abordar un avión. Lo mejor sería agendar un vuelo justo en su hora de dormir o un poco antes. Viste a tu hijo con su pijama, para que le recuerde que su hora de dormir se acerca. Nadie espera que vistan con estilo o a la moda, ¡la comodidad siempre es lo mejor!

Celine de Baby Can Travel cuenta con un accesorio que permite que su pequeña duerma en el suelo del avión – un almohadón inflable para aviones. Cave perfectamente en el espacio entre el asiento de su hija y el asiento enfrente de ella, por lo que transforma el asiento en una cama automáticamente. Y si tu hijo se encuentra puesto en la posición correcta, además puedes acomodar tus pies sobre la almohada, ¡por lo que te servirá a ti también!

Dave Munson de Saddleback Leather tiene una última sugerencia para padres que necesitan espacio para más de un niño a la hora de dormir. Cuando sus dos hijos eran pequeños, su familia siempre reservaba los cuatro asientos de al medio para que él y su esposa pudieran sentarse en los extremos. Luego acomodaban a uno de los pequeños a lo largo sobre asientos y al otro en el piso.

¡Te invitamos a que pruebes estos trucos en tu próximo viaje en avión!

 

Los vuelos se retrasan, pero eso no quiere decir que tengas que aceptarlos. Podrías recibir hasta €600 en compensación si tu vuelo es retrasado, cancelado o te deniegan el embarque con hasta 3 años de antigüedad.